Mark Zuckerberg suele vestir vaqueros, una camiseta lisa y una sudadera, pero ante la corte federal de Dallas, ha vestido traje y corbata para negar que Facebook y Oculus hayan robado tecnología en el desarrollo de Oculus Rift, su dispositivo de realidad virtual.

Oculus y Facebook han sido acusadas or ZeniMax e id Software de robar tecnología que se implementó en Oculus Rift, su dispositivo de realidad virtual.

El fundador y CEO de Facebook ha declarado que “los productos de Oculus están basados en tecnología de Oculus” y que se ha puesto ante el tribunal porque cree las acusaciones “son falsas y es importante que testifique diciendo eso”.

ZeniMax es una importante productora de videojuegos, bajo cuyo sello se publican videojuegos como The Elder Scrolls V: Skyrim, Fallout o Doom. Uno de los principales responsables de tecnología en Oculus, John Carmack, abandonó id Software, uno de los estudios de ZeniMax, en 2014.

Sin embargo, Carmack trabajó en ambas empresas durante cierto tiempo. Parece que esta relación parece ser el origen de parte de la pugna, por la que ZeniMax exige 2.000 millones en daños a Facebook.

Oculus, en el punto de mira

Ambos gigantes tecnológicos parecen dispuestos a llegar a las últimas consecuencias de este proceso y han presentado sus argumentos. Zuckerberg asegurará que ZeniMax no apreció el valor de la realidad virtual lo suficiente, mientras que ZeniMax simplemente acusará a Carmack de robar propiedad intelectual de la empresa.

Facebook adquirió Oculus en 2014 por 2.000 millones de dólares (1.876 millones de euros). Esta adquisición hizo que el interés por la realidad virtual aumentara mucho durante los últimos años, si bien aún no se ha impuesto ni un formato ni un tipo de dispositivo para aprovechar esta nueva tecnología.

Este juicio no es el único problema reciente de Facebook con su adquisición. Durante las elecciones en EEUU, se destapó que Palmer Luckey, fundador de Oculus, estaba financiando una campaña de acoso online y ‘trolleo’ en favor de Donald Trump. Desde entonces, Luckey ha tenido un perfil muy bajo en la compañía y no ha tenido apariciones públicas.

Fuente: http://www.elmundo.es/tecnologia/2017/01/17/587dedc0468aeb2c2f8b45ae.html

Comentarios

comentarios